Temperatura del color: Sáquele provecho a la iluminación de su hogar

Temperatura del color: Sáquele provecho a la iluminación de su hogar

La luz es imprescindible en el hogar, aun cuando es de día. Esta tiene la capacidad de destacar colores, muebles, texturas y todos objetos que se encuentren en las estancias, pero es muy importante que sea bien utilizada.

¿Alguna vez ha escuchado sobre la temperatura del color? Quizás el término resulte poco familiar, pero si hablamos de luces frías, cálidas o neutras podrá tener una idea de qué trata y de su importancia en la decoración de un hogar.

En pocas palabras la temperatura del color es la sensación que percibe el ojo humano ante una luz, la cual trasladará al cerebro la percepción de calidez que tanto se agradece al estar en casa, o bien, incide sobre la acción y motivación, tan necesarias para llevar a cabo acciones dentro de ciertas estancias.

Otra característica es que los rangos de la temperatura del color son los que se utilizan para definir el color o tonalidades de una fuente luminosa, por ejemplo, la de los bombillos.

La luz tiene una composición espectral | Ferretería EPA

La luz tiene una composición espectral y, según sea esta, se determina su temperatura de color. Es decir, luces cálidas, cuyo color dominante es el rojo, o luces frías, en la que sobresalen los tonos azules. Las neutras son tonos más naturales.

Cuanto más cálida sea una luz, más baja es su temperatura de color; por el contrario, cuanto más fría es la luz, más alta es la temperatura de color.

Eligiendo correctamente la temperatura de color podrá crear ambientes más cálidos y placenteros con luces del espectro rojo-marrón-naranja-amarillo. Por su parte, creará espacios más fríos y motivadores con iluminación del espectro azul-violeta.

Por ejemplo, al iluminar una habitación pintada de blanco con lámparas incandescentes, los tonos amarillentos, anaranjados y rojizos se harán presentes en las paredes, creando un ambiente acogedor; pero si este mismo espacio es iluminado con lámparas fluorescentes, los tonos verdes y azules se acentuarán, exponiendo un cuarto con aspecto frío.

Entender estos conceptos le ayudará a adaptar la luz a las distintas estancias de la vivienda, tanto en intensidad como en temperatura de color.

Ambiente adecuado

Entre la luz cálida, neutra y fría | Ferretería EPA

La forma en que se ilumina una estancia tiene efecto directo en todo lo que se encuentre dentro de ella: colores, textiles, objetos, hasta la sensación que transmite la habitación en sí.

Entre la luz cálida, neutra y fría, más allá de la diferencia de tono que percibe la vista, también hay una diferencia de usabilidad. 

La teoría indica que las fuentes de luces cálidas (alrededor de 3000 - 4000 grados Kelvin) deben ser seleccionadas para ambientes donde se lleven a cabo actividades sociales, así como para los dormitorios. También es aconsejado para la iluminación nocturna de las zonas exteriores de la vivienda.

Además, este rango de temperatura de color tiene la capacidad de destacar texturas y relieves, por lo que son los más utilizados para resaltar detalles arquitectónicos, decorativos y de diseño. Asimismo, puede tener el efecto óptico de hacer más pequeños los espacios.

 

Permiten percibir el color real de las cosas | Ferretería EPA

Para baños, la luz neutra (alrededor de 4000 y 6000 grados Kelvin) es la más ideal. Estas luces son intermedias y permiten percibir el color real de las cosas que componen el entorno.

Mientras que las luces frías (a partir de los 6000 grados Kelvin) se deben elegir para habitaciones donde se realicen actividades diarias, labores visuales y de precisión como cocinar, trabajar, estudiar o ejercitarse, donde es necesario tener la mayor claridad posible.

Su uso en estas estancias se debe a que su emisión de espectro azul-violeta reduce la melatonina, la cual es la hormona del sueño; de ahí que se le relaciona con el incremento del rendimiento y aprendizaje.

luminación uniforme | Ferretería EPA

Esta temperatura de color también ofrece una iluminación uniforme que ayuda a mejorar las condiciones de visibilidad del entorno, lo que, a su vez, disminuye las posibilidades de que ocurran accidentes en zonas de tránsito. Adicionalmente, permite tener la sensación de amplitud del ambiente.

Tipos de iluminación

Las sensaciones que transmite un ambiente pueden cambiar considerablemente de acuerdo al tipo de iluminación que se utilice.

Por lo que, con el concepto más claro de lo que es la temperatura de color y su importancia para la iluminación y decoración del hogar, es fundamental que, antes de realizar nuevos proyectos constructivos o renovaciones, visualice el tipo de iluminación que desea aportar a cada estancia, la funcionalidad y el efecto que desea lograr: cálido, neutro o frío.

Hay cuatro tipos de iluminación esenciales:

Iluminación general: hace referencia a la luz principal, es decir, aquella que ilumina todo el ambiente y permite la realización de actividades aun cuando hay ausencia de la luz del día.

Claridad homogénea | Ferretería EPA

Esta luz se coloca a mayor altura, generalmente en el cielo raso, y brinda una claridad homogénea, libre de sombras.

Iluminación puntual: es utilizada para iluminar y destacar una zona especial donde se realizan actividades específicas, por ejemplo, el área de lectura, trabajo, estudio o preparación de alimentos, entre otros.

 

También se le conoce como iluminación focal | Ferretería EPA

Esta luz es un complemento de la luz general y también se le conoce como iluminación focal o direccional.

Iluminación de ambiente: su objetivo, como su nombre lo indica, es generar luz para ambientar una zona o aportar algo de luz a un espacio oscuro, principalmente para brindar calidez.

Iluminación decorativa | Ferretería EPA

La iluminación es poca como para realizar actividades o desplazarnos de un lado a otro de la estancia, pero es fundamental para fundar sensaciones.

Iluminación decorativa: su función es la de destacar un área específica y especial, por ejemplo, la iluminación de una obra de arte, como un cuadro o una escultura, o bien, para realzar parte de la arquitectura del hogar.

Al menos cinco puntos de luz | Ferretería EPA

Los decoradores de interiores recomiendan que, para que un cuarto esté correctamente iluminado, se deben tener al menos cinco puntos de luz, para que este espacio tenga mayor vitalidad.

Conseguir estos cinco puntos puede resultar complicado, por lo que lo ideal es que la habitación cuente con las dos luces esenciales: la general y su complemento, es decir, la iluminación puntual. Esta última debe ir afín con las actividades que se desarrollen en esta zona.

Fuentes de luz

Al momento de decorar, la temperatura del color se torna en uno de los elementos más importantes, el cual marcará la diferencia y permitirá obtener ambientes fabulosos en el interior del hogar y en ciertas zonas externas, como una terraza.

Como se ha destacado, elegir la luz adecuada puede influir en el estado de ánimo, rendimiento y hasta en el descanso de las personas.

Por ejemplo, la temperatura alta o fría se asemeja a la luz del día, momento en que hay mucho más rendimiento y concentración. Sin embargo, si busca la relajación, sin duda la luz que debe utilizar es baja o cálida, ya que resulta más suave para los ojos.

Pero… ¿qué hay de los objetos que iluminarán? Estos también deben ser bien elegidos, de lo contrario podrían dar una iluminación inadecuada y arruinar la decoración.

Antes de su elección debe tener en cuenta los tipos de fuentes de luz y el promedio de grados Kelvin que alcanzan cada uno.

La luz producida por las velas posee unos 1500° K, por su parte los bombillos incandescentes tienen un promedio entre 2600° – 2700° K, mientras que los bombillos halógenos oscilan entre los 2700° - 3000° K. En el caso de la luz fluorescente la cantidad de grados ronda entre los 4500° y 6500° K.

Dos casos especiales son la iluminación LED y la luz natural.

La luz LED, a diferencia de las anteriores, carece de un color específico, por lo que puede comprar accesorios con luz LED tanto cálida como neutra o fría.

Por su parte, el rango de luz del día va de los 5500° - 7000° K, pero varía dependiendo la hora del día, o bien de la presencia o ausencia de las nubes.

Esto se debe a que la luz natural debe atravesar gases en la atmósfera que varían según la hora y la posición de los rayos del sol, así como de la cantidad de nubes. Por esta razón, se pueden observar colores más rojizos al amanecer y atardecer, y mayor luz fría en el resto de las horas.

En materia de elementos o soluciones, los bombillos son los principales encargados de dotar estos tipos de iluminación y temperatura de color a los ambientes.

Para crear ambientes agradables y acogedores utilice un set de 4 bombillos LED a19 12 W luz cálida 1100lm, para espacios más dinámicos elija un set de 4 bombillos LED a19 12W luz fría 110lm y si quiere un entorno más natural, en definitiva, debe optar por un bombillo LED luz neutra 14W e27 g95 frost.

Pero si desea tener todas estas alternativas en un solo elemento debe tener a mano un bombillo inteligente g95 9W luz fría, neutra, cálida y atenuable, el cual posee la cualidad de generar 2700, 4000 y 6000 grados Kelvin, lo que le permite brindar los tres tipos de temperaturas de color.

 

Distintos ambientes y sensaciones | Ferretería EPA

Con un bombillo LED mr16 gu 5.3 de 5W de potencia con escala RGB y control remoto también puede lograr distintos ambientes y sensaciones, según el momento o la actividad que se esté llevando a cabo en la estancia.

Para incorporar los bombillos a las diferentes estancias también puede utilizar diversas soluciones lumínicas, entre ellas las lámparas.

Además de ser elementos altamente decorativos, la variedad de estilos, diseños y formas de instalarlas influyen en la iluminación de los espacios. Por medio de ellas podrá escoger una temperatura fría para cuando trabaja o el blanco cálido para mirar la televisión.

Algunas opciones de este artículo son la lámpara de techo negro malla 3L E14, la lámpara de mesa ajustable brazo oscilante 60 W, o la lámpara de mesa E27 40W acabado satín.

También puede optar por la lámpara de escritorio roja LED dimeable, la cual se enciende y apaga gradualmente, atenuando la luz para poder utilizar el tono adecuado.

Los focos empotrados también forman parte de los elementos para iluminar y a la vez decorar los ambientes del hogar.

Dentro de las alternativas están aquellas soluciones de luz cálida, como el empotrable LED redondo blanco 18 W 85 v 240 v 60 hz y el empotrable LED 6 W acabado blanco 85 v 277 v 4000 k.

Por su parte, dentro de las opciones para temperatura alta se encuentran el empotrable LED luz fría blanca 12 W 85 v 277 v, el empotrable LED redondo blanco luz fría y el empotrable LED 6 W cuadrado blanco 85 v 227 v 6000 k.

Otras dos alternativas son el empotrable LED luz fría blanca 6 W 85 v 277 v y el empotrable LED redondo blanco 18 W 6000 k.

La manguera LED luz cálida ip67 5 m y la manguera LED luz fría ip67 5 m son excelentes ejemplos de aplicaciones poco convencionales, pero que sin duda aportan una iluminación y decoración de las estancias internas, como los dormitorios, y en externas, como la terraza.

Lo mismo sucede con dispositivos como el reflector LED 3 luces cromado 3 W luz cálida, para espacios acogedores, y el set de 3 reflectores LED mr 16 gus5,3 luz fría 6W 450 lm, ideal para colocar en espacios más dinámicos.

Otras fuentes de luz naturales óptimas para espacios cálidos son las velas y chimeneas, gracias al fuego que aporta una llama entre amarilla y rojiza. Además de la calidez y la buena temperatura, crea un ambiente muy romántico.

Se recomienda el uso de fuentes de iluminación de color cálido | Ferretería EPA

Como se mencionó anteriormente, para espacios externos se recomienda el uso de fuentes de iluminación de color cálido, por lo que una excelente idea es colocar una serie de 10 m para exterior 15 luces LED 15 W. Esta solución, además de adecuada para las estancias al aire libre, es muy decorativa.

La conjugación de iluminación y color es muy importante, ya que los colores que percibe el ojo son el resultado del nivel de luz que absorben y reflejan, de ahí que es fundamental la correcta elección del tipo de temperatura de color que tendrán los bombillos, así como la ubicación de las demás fuentes y dispositivos para aportar luz a los ambientes.

La adecuada selección y colocación de estos elementos reflejarán las tonalidades correctas o aquellas que se desean conseguir.

Eficiencia de la temperatura del color

Independientemente del tipo de iluminación que utilice (cálida, neutra o fría), la potencia demandada y el consumo es el mismo.

Sin embargo, algo que está muy claro es que la eficiencia se puede medir por su importante influencia en las sensaciones y estados de ánimo de las personas, que indirectamente se puede ver relacionada con un efecto económico.

Se mejora la productividad | Ferretería EPA

Por ejemplo, al propiciar espacios más confortables y/o dinámicos, se mejora la productividad de quienes hacen teletrabajo o realizan actividades desde casa, siendo esta una fuente de ingresos.

El poder de la luz es realmente importante en todo hogar. Sea de color cálido, neutro o frío, asegúrese de elegir el tono de iluminación adecuado según sus gustos, el tipo de habitación, su decoración y sus necesidades; esto le proporcionará muchos beneficios estéticos y anímicos.