Habitación renovada con papel autoadhesivo

 Habitación renovada con papel autoadhesivo

Habitación renovada con papel autoadhesivo

Una habitación renovada, elegante y personalizada le permite experimentar un descanso placentero y disfrutar de un espacio acogedor.

Atrévase a renovar la apariencia de su dormitorio de manera sencilla y sin gastar mucho dinero utilizando únicamente papel autoadhesivo. Sus paredes cobrarán relevancia y aportarán originalidad a su cuarto.

Entre la gran variedad de diseños y colores, encuentre  aquel que mejor combine con el resto de la decoración, texturas y tonos de su cuarto.

Le contamos cómo hacer uso de este tipo de calcomanía, fabricada con un adhesivo especial para su rápida aplicación y remoción. Se trata de un material que, incluso, es reutilizable.

En dependencia de lo que busca y del diseño del papel, puede revestir una sola pared  o varias.

¡Hágalo usted mismo!

Habitación renovada con papel autoadhesivo

Una habitación renovada, elegante y personalizada le permite experimentar un descanso placentero y disfrutar de un espacio acogedor.

Atrévase a renovar la apariencia de su dormitorio de manera sencilla y sin gastar mucho dinero utilizando únicamente papel autoadhesivo. Sus paredes cobrarán relevancia y aportarán originalidad a su cuarto.

Entre la gran variedad de diseños y colores, encuentre  aquel que mejor combine con el resto de la decoración, texturas y tonos de su cuarto.

Le contamos cómo hacer uso de este tipo de calcomanía, fabricada con un adhesivo especial para su rápida aplicación y remoción. Se trata de un material que, incluso, es reutilizable.

En dependencia de lo que busca y del diseño del papel, puede revestir una sola pared  o varias.

¡Hágalo usted mismo!

Materiales y herramientas:

1. Papel autoadhesivo Empedrado gris

2. Cuchilla

3. Lápiz

4. Regla

5. Espátula de plástico

6. Cinta métrica 1" x 8 m

7. Tijeras

8. Esponja

Instrucciones:

  1. Limpie la pared usando la esponja húmeda. Mida con la cinta métrica la altura y ancho de la pared en la que colocará el papel autoadhesivo. Calcule un par de centímetros extra.

  2. Saque el rollo de papel autoadhesivo y transfiera las medidas de la pared usando la cinta métrica y marcando con el lápiz. Corte con cuidado el papel con las tijeras.

  3. Retire el papel protector de la parte trasera y empiece a pegar el papel autoadhesivo en la parte superior de la pared. Use la espátula de plástico para alisar y evitar burbujas de aire entre el papel y la pared. Pegue bien el papel hasta el borde inferior y recorte el exceso con la cuchilla.

  4. Continúe con el siguiente rollo de papel autoadhesivo hasta revestir la pared o paredes que desea renovar.

Según el acabado de la pared donde planea colocar el papel autoadhesivo, puede que adherirlo cueste un poco más. Si ese fuere el caso, una alternativa es usar goma en spray para reforzarlo.

Con estos simples pasos puede lucir una habitación completamente rejuvenecida y distinguida. Esta idea es perfecta porque, además, es posible cambiar los diseños cuando así lo desee; solo debe retirar cada panel desde las esquinas y jalar suavemente, para posteriormente sustituirlo con uno nuevo.

Obtenga ese toque especial para la pared de su dormitorio. ¡Hágalo usted mismo!